BAQUIA

Patrullero Gadget y la canción del verano

Hace mucho que Patrullero Gadget no se decide a hablar de reproductores portátiles de música en formato MP3, pese a que en el mercado cada vez los hay más pequeños y sorprendentes. Aprovechando que el verano es una época estupenda para disfrutar de este tipo de cacharros, ha llegado el momento de presentar algunas novedades dignas de mención. Eso sí, mucho cuidadito con pringarlos de arena de playa, con el agua de la piscina o con exponerlos al sol.

Nomad MuVo de Creative, libre de cables

Pocas marcas hay tan reconocidas dentro de este tipo de dispositivos como Creative, que es la empresa responsable de Nomad MuVo, el más reciente y el más barato de los reproductores que vamos a presentar (apenas vale unos 170 dólares).

No obstante, pese a lo poco abultado de su precio, en consonancia con su reducido tamaño (pesa 28 gramos y mide 75x35x13 milímetros), incorpora unas prestaciones más que razonables. Es capaz de albergar hasta 4 horas de música en el formato de Microsoft WMA o 2 horas en MP3 a una calidad de 12 Kbps. Emplea pilas convencionales que le dan una autonomía de 12 horas.

Pero probablemente lo más llamativo de este dispositivo es que está compuesto por dos piezas desmontables. Una de ellas es la encargada de almacenar las 128 MB de memoria que tiene MuVO y se puede acoplar directamente al puerto USB de la computadora, por lo que este reproductor prescinde por completo de cables y se puede emplear también como dispositivo de almacenamiento de datos.

Hay otra versión con la mitad de capacidad por unos 130 dólares, ambas estarán disponibles a lo largo de este mes. Por unos 20 euros adicionales se puede adquirir un adaptador de cassette para aquellos que aún empleen cintas en el coche.

Rio 900, el retorno de un clásico

Los Rio fueron los primeros reproductores en empezar a dar guerra hace ya unos cuantos años, y los que tuvieron que vérselas con una demanda de la RIAA, que afortunadamente no fructificó. Y desde entonces siguen renovando su familia de gadgets musicales. Uno de los últimos es Rio 900.

SonicBlue presume de que su reciente Rio 900, que sigue la línea de Rio 800, es el reproductor basado en memoria flash que más capacidad tiene del mercado. En concreto, es capaz de almacenar 192 MB de música, unas 6 horas en formato WMA (algo menos en MP3 a una calidad razonable). Incorpora una batería recargable que le da hasta 10 horas de vida.

Viene acompañado de los paquetes de software iTunes y RealOne, y es compatible con las computadoras de Apple, por lo que se trata de una buena alternativa para los ‘maceros’ que no deseen o no puedan permitirse esa maravilla de Apple en forma de reproductor de música digital que es el iPod.

Es algo más caro que MuVo, pero aún tiene un precio razonable. Cuesta poco más de 250 euros.

Gigabeat y Flipster, de pata negra

Hace poco Toshiba, empresa conocida sobre todo por sus computadoras portátiles, presentó un reproductor de MP3 realmente destacable. Se trata de Gigabeat, que incorpora un disco duro de 5 MB que le permite almacenar hasta 1.000 canciones MP3 a 128 Kbps. Este disco duro puede ser extraído e introducido en una tarjeta PC Card para ser usado en PCs que tengan una ranura compatible.

Además Gigabeat es compatible con USB 2.0, que cuenta con una velocidad de transferencia de 480 Mbps, lo que permite descargar un CD de audio en apenas medio minuto. Y lo mejor de todo es que no ha tenido que sacrificar el tamaño para añadir un disco duro, ya que mide tan solo 72x112x22 milímetros y pesa 235 gramos. Su batería de litio le da una vida de unas 12 horas.

El otro es Treo 15, que también tiene en su interior un disco duro, esta vez de 15 GB. Por este motivo es algo más voluminoso, aunque sigue siendo sobradamente manejable. Pero lo más novedoso de Treo 15 es que incorpora un sistema de reconocimiento de voz que facilita su manejo sin tener que usar las manos. Más concretamente, emplea la tecnología MicroOS 2.0T de e.Digital.

Su principal inconveniente es su aspecto, definitivamente muy poco cool (parece el mando a distancia de un aparato de aire acondicionado), que suele ser la razón de ser del diseño de los reproductores MP3. Es difícil imaginárselo de atrezzo en la secuela de Matrix.

Los dos son caprichos algo más caros, el precio de ambos ronda los 450 euros.

CD-MP3 DION DCP-100 y iCool de NGS, dos en uno

Además de los minúsculos reproductores de MP3, también hay una línea de productos muy extendida que también reproduce discos compactos. Dion DCP-100 es uno de los más recientes. Este dispositivo, además de albergar entre 150 y 200 canciones en MP3, también reproduce WMA.

Es capaz de reconocer los últimos 12 CDs introducidos y guarda toda la información relativa a ellos. Los bookmarks (capaces de albergar hasta 250 canciones), la posición de reproducción donde lo habíamos dejado, etc… Tiene un sistema antishock de 480 segundos en MP3, 906 en WMA y 192 en CD.

Mide 130x150x26 milímetros, pesa 230 gramos, y emplea 2 pilas que le dan una autonomía para 13 horas de música. Es distribuido en España por Sistemas Ibertrónica, una empresa que acaba de cumplir su décimo aniversario. Cuesta apenas unos 150 euros.

Otra opción muy similar (cuadrada en lugar de circular) es iCool, un reproductor de CDs que también es compatible con los archivos MP3 con denominación de origen. Este gadget llega de la mano de la empresa española de dispositivos electrónicos NGS. Este reproductor incorpora el sistema ESP, un mecanismo antishock que permite almacenar hasta 120 segundos de música para evitar cualquier posible interrupción en la reproducción a causa de golpes o caídas.

También cuenta con un programador de canciones de hasta 24 pistas y es capaz de reproducir música de manera continuada hasta un máximo de 10 horas. Para hacerse con iCool habrá que esperar hasta septiembre. Aún no se tienen noticias de su precio.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios