¿Perdemos la expresión escrita?

images_20140411-102143_1.jpg

Entre Twitter, el correo electrónico o Facebook estamos empezando a lanzar mensajes cortos y perdemos la claridad de una buena carta. Creo que ambos son compatibles y, tener un blog, contribuye mucho a mantenerte despierto y alerta cuando escribes. Siempre hay alguien ahí fuera dispuesto a corregir tu estilo.

No soy amigo de correos kilométricos pero hay veces en las que tenemos que sentarnos, pensar y luego escribir desde la cabeza sin olvidar el corazón. Un correo bien argumentado, resaltando aquellos aspectos importantes que queremos transmitir, es algo que nos puede siempre ayudar a mejorar la relación con empleados, inversores, el banco…todos se sorprenderán de un correo al estilo de una buena carta antigua. Pero eso si, rollos no.

Lo más importante es no escribir nunca bajo presión. Pensar bien las cosas. Puedes decir algo y queda en el ambiente relativamente poco tiempo, escríbelo y te lo recordarán años después. Los que llevamos escribiendo, podemos, si leemos lo que hemos escrito hace 10 años, ver como estábamos de equivocados y humildemente, reconocer que el futuro siempre nos sorprende.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios