BAQUIA

¿Por qué Linux? (2ª parte)

(Viene de la primera parte) Sistema de archivos Para los que no sepan lo que es un sistema de archivos, se trata del encargado de estructurar y almacenar los datos en una unidad de almacenamiento, como por ejemplo, el disco duro de su computadora. Linux continúa desarrollando su sistema de archivos, que ya de por sí es muy avanzado. En la actualidad, la mayor parte de las distribuciones han incluido el sistema EXT4 por defecto. Las principales ventajas respecto a un sistema de archivos Windows (FAT, FAT32 o NTFS) radican entre otras en:

  • Mejor rendimiento.
  • Mejor consistencia en el tiempo, ya que no sufren de fragmentación.
  • Mayores capacidades, como por ejemplo la creación de enlaces suaves o duros.
  • Capacidad para trabajar con volúmenes y ficheros de mayor tamaño. EXT4 puede manejar volúmenes de hasta 1 Exabyte y ficheros de hasta 16 Terabytes.
  • Utilización optimizada del espacio disponible.

Rendimiento Muchos de los conceptos que ya hemos comentado ayudarán a entender parte de la ventaja de rendimiento que Linux tiene sobre otros sistemas operativos, como Windows. El hecho de no requerir un antivirus, de no sufrir fragmentación, así como sus capacidades superiores en multitarea y multiusuario ya dejan entrever su superioridad, pero ésta no acaba ahí. La optimización forma parte de la cultura Linux. Para este sistema operativo no vale el malgasto de recursos simplemente porque están disponibles. Como muestra, una rápida comparativa de requerimientos básicos entre Linux (usando Ubuntu como ejemplo) y Windows 7: Esta optimización es patente en todos los procesos. No en vano, Ubuntu 9.10 ha conseguido reducir su tiempo de arranque a sólo ¡10 segundos! (aunque esta cifra depende obviamente del PC utilizado). Un concepto muy interesante que se deriva de esta ventaja de rendimiento y su optimización extrema es que Linux es un sistema operativo muy ligero, idóneo para PCs relativamente antiguos. Es más, algunas distribuciones se especializan en este concepto, llevando el rendimiento en computadoras antiguas hasta cotas imposibles con otros sistemas operativos actuales, que posiblemente no podrían ni ser instalados en ellas. Consistencia Linux mantiene su alto rendimiento en el tiempo, ya que fue pensado originalmente para uso en servidores que deberían pasar largas temporadas sin ser apagados ni reiniciados. Por ello, Linux no sufre los problemas de los que Windows adolece: mantener un PC Windows encendido durante varias semanas lleva a un punto en el que es prácticamente inutilizable, y nos vemos obligados a reiniciarlo. Incluso los mismos servidores Windows van perdiendo rendimiento si no son reiniciados con cierta frecuencia. Otra muestra interesante de consistencia se da a la hora de instalar aplicaciones. En Linux, exceptuando las actualizaciones del Kernel (el núcleo del propio sistema operativo), no es necesario reiniciar nunca por haber instalado una aplicación. Estabilidad Linux tampoco sufre de los típicos (y frecuentes) errores que nos encontramos con multitud de aplicaciones en el mundo Windows. Es más, si ocurre algún error con alguna aplicación, el sistema operativo rara vez se ve impactado, con lo que simplemente basta con “matar” el proceso problemático y seguir trabajando como si nada. Otro aspecto importante que ayuda en lo que a estabilidad se refiere es la propia claridad del sistema. Linux dispone de un muy completo y útil sistema de logs, y hay multitud de formas de comprender por qué una aplicación no funciona correctamente, con lo que es relativamente sencillo encontrar una solución. Nada que ver con el típico error que nos remite a una dirección hexadecimal en memoria con la que poco podemos hacer. Aplicaciones Linux dispone de un amplísimo catálogo de aplicaciones, la mayor parte de ellas disponibles con licencia GPL, lo que significa que pueden usarse libremente. Además, debido a la propia naturaleza de la comunidad y a la libertad en ella, es posible encontrar diferentes variantes de una misma aplicación, con lo que el usuario tiene posibilidad de elegir la que más se ajuste a sus necesidades o gustos. Me gustaría dedicar un artículo completo a aplicaciones, así que si a alguien le interesa alguna funcionalidad en particular y quiere saber con qué programa se haría en Linux, añadid un comentario al respecto. Nada es perfecto Efectivamente, nada es perfecto, y Linux no es una excepción. Hemos visto muchos de sus puntos fuertes, pero también tiene limitaciones. En especial, yo diría que sus mayor desventaja es la falta de apoyo por parte de ciertos fabricantes de periféricos que provoca que no existan drivers, que son las aplicaciones que permiten al sistema operativo controlar esos periféricos. Algunos de los periféricos que normalmente pueden dar problemas incluyen tarjetas de vídeo, tarjetas WiFi, tarjetas de audio o webcams. Por tanto, los usuarios que más problemas pueden tener en Linux son aquellos cuyos principales intereses sean los juegos, ya que requieren del uso de tarjetas gráficas o de audio muy potentes y modernas. Además, la industria del videojuego para PC está enfocada a Windows casi exclusivamente, y aunque hay formas de emular juegos Windows en Linux, no dejan de ser eso, una emulación. Asimismo, también pueden tener problemas aquellos usuarios cuya prioridad sean ciertas aplicaciones de redes sociales o chat, que dependen del uso de webcams o dispositivos similares. Sin embargo, aunque esto es una clara limitación para un reducido grupo de usuarios, no debe serlo para la mayoría. Un usuario Linux que entienda esta situación no tendrá mayor problema. Basta con entender qué dispositivos están soportados y funcionan, algo que se consigue fácilmente con una simple búsqueda en Google. Los usuarios de Mac llevan haciéndolo años, con el agravante de que el hardware disponible para ellos es aún más reducido. Por ejemplo, si un usuario quiere comprarse una tarjeta gráfica de alta gama, descubrirá fácilmente que nVidia e Intel han dado grandes pasos para facilitar el soporte nativo en Linux. Sin embargo, no es el caso de ATI, por ejemplo, así que convendría evitar a este fabricante. De igual forma, una simple búsqueda en Google como “best webcam ubuntu 2009” nos lleva directos a un foro en el que se recomiendan multitud de modelos soportados y probados en Ubuntu por usuarios reales, que además comparten su experiencia. Este es un gran ejemplo de cómo funciona la comunidad, con usuarios continuamente consultándose entre ellos y compartiendo experiencias, conocimiento, etc. Conclusiones Resumiendo, Linux dispone de una gran cantidad de elementos que le confieren una gran fortaleza e incluso superioridad sobre otros sistemas operativos en el mercado. Sin embargo, también hay elementos que un usuario debe conocer antes de tomar su decisión, puesto que cada cual debe utilizar aquello que mejor se ajuste a sus necesidades y gustos. En el próximo artículo veremos algunas de las distintas opciones a la hora de instalar Linux, ¡no os lo perdáis! ______________________________________________________ PD. Parece que hay interesados en la muestra de escritorio que incluí en el primer artículo, así que he grabado un pequeño vídeo que muestra mejor las posibilidades de las que disfruta un usuario Linux. ¡Que lo disfrutéis!


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios