BAQUIA

Qué difícil es ser anónimo en Internet

La mayoría de las personas que utilizan Google no son conscientes de que el buscador está acumulando una gran cantidad de información sobre ellos. Tan serio es el tema que obligó a intervenir a la UE, preocupada por el oscuro uso que Google hace de dicha información. Un paso en la dirección opuesta lo ha dado Ask.com con su herramienta AskEraser, que permite a los usuarios borrar el rastro que dejan en la Red, eliminando las direcciones IP, las cookies de usuario y sesión y los términos de búsqueda utilizados.

Eso sí, aunque el usuario borre esos datos, paradójicamente siguen estando disponibles en los servidores de Google, ya que a partir de esos datos ésta suministra la publicidad contextual que aparece en Ask.com. Y es que cada vez es más difícil pasar desapercibido en la Red.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios