BAQUIA

Rdio, el nuevo proyecto de los creadores de Skype

El sueco Niklas Zennstrom y el danés Janus Friis son una leyenda entre los emprendedores tecnológicos. Su primera creación, en 2001, fue Kazaa, que tomó el relevo de Napster como el protagonista de la primera generación de sistemas P2P. Después siguió Skype, cuya venta a eBay los convirtió en millonarios. Y por último llegó Joost, el sistema de televisión por Internet que es hasta la fecha su único borrón.

Como buenos emprendedores, la inactividad no va con ellos, y ya tienen en marcha su nuevo proyecto. Esta vez se van a adentrar en el negocio de la distribución musical a través de Rdio, una start-up que ha abierto oficinas en San Francisco, y que podría comenzar a funcionar a comienzos del año próximo.

Rdio consiste en un servicio de suscripciones para escuchar música en streaming desde el ordenador o el móvil. Los usuarios también podrán guardar y compartir música desde el navegador, y enviarla a determinaos modelos de smartphone.

Por ahora poco se sabe del modelo de negocio que tendrá Rdio. Tan sólo que está negociando acuerdos con cuatro grandes sellos discográficos, y que funcionará con una tarifa mensual. Lo que no se conoce es si Rdio, como los anteriores proyectos de Zennstrom y Friis, se apoyará o no en la distribución de contenidos a través de redes P2P.

Lo que está claro es que se Rdio se va a adentrar en un mercado muy complicado. Al margen de las descargas en redes P2P, que suponen alrededor del 90% de la música que se mueve en Internet., Rdio deberá competir primero con iTunes, el gran dominador de la música digital, y después con servicios tan populares como Spotify o Pandora.

Precisamente, si Rdio inicia sus actividades a principios de 2010 coincidirá con el lanzamiento en los EEUU de la sueca Spotify, que quiere emular allí el éxito que alcanzado en Europa. Con sólo un año de vida, ha logrado millones de seguidores de su servicio gratuito, financiado con anuncios, o la suscripción por 10 euros mensuales sin publicidad.

Pero parece que Zennstrom y Friis tienen las ideas claras y confían totalmente en la viabilidad del proyecto. Según explica este último en Bloomberg, “Hemos visto muchos negocios de música basados en la publicidad llegar y marcharse. Creemos que es el momento de revisar este espacio, esta vez con una oferta atractiva y un modelo de suscripciones sostenible.”

Por su parte, Drew Lamer, CEO de Rdio, añade: “La idea es crear un servicio de suscripciones vía streaming que combine el escritorio y los móviles. Para los interesados en un sistema de suscripciones, poseer la música es menos importante que la posibilidad de descargarla bajo demanda.”


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios