BAQUIA

Reclamaciones y demandas para Sony por abandonar Linux en la PS3

Hace unas semanas, Sony anunció que la siguiente actualización del software de la PlayStation3 deshabilitaría la opción de instalar otros sistemas operativos, es decir, Linux.

El cambio era opcional en teoría, porque uno podía decidir no actualizar el software y quedarse tan contenido. Sin embargo, en la práctica la decisión no era tan sencilla, porque sin actualizar el sistema operativo se perdían funciones como adquirir juegos de la PlayStation Network o reproducir algunos títulos o discos de alta definición.

Así, un usuario británico consiguió que la división de Amazon en Reino Unido le devolviera parte del dinero que había pagado de la consola porque ya no servía para los fines para los que la había adquirido, un concepto contemplado por la legislación europea.

Sin embargo, Sony afirma que no tiene la menor intención de apoyar estas devoluciones, y que aunque entiende que a los (pocos, todo hay que decirlo) usuarios que tenían Linux en la máquina, en la documentación había una de esas cláusulas sobre que las condiciones pueden variar en cualquier momento.

Y mientras tanto, unos intentan trucar la máquina, y en España se dan instrucciones para quien quiera reclamar al fabricante por quitarle características a su consola. Pero es de suponer que a la empresa no le preocupa tanto, teniendo en cuenta las suculentas cifras de ventas del Final Fantasy XIII para PS3 y sobre todo, del God of War 3, que tiene en exclusiva para su plataforma.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios