BAQUIA

Seguros online: segmentos y protagonistas

Las aseguradoras siguen anteponiendo los contenidos meramente corporativos a la información útil y a los servicios online. A pesar de ello, en España, en el año 2000, se vendieron unas 14.000 pólizas a través de Internet, con unos ingresos de 6,61 millones de euros (1.100 millones de pesetas), lo que representa sólo el 0,015% de la facturación total prevista para el sector asegurador.

No todos los segmentos cuentan con la misma idoneidad para su venta online, y existen diferentes segmentos y protagonistas por medio de los cuáles se están produciendo las ventas.

Segmentos de mercado

No todos los productos son igualmente apropiados para su distribución por Internet. La idoneidad de los productos del seguro para este canal depende fundamentalmente del asesoramiento personal que éstos precisen. Cuanto más complejos sean los productos y cuanto mayor sea su volumen de transacción, tanto peor será su idoneidad para la venta online, por su mayor necesidad de asesoramiento.

La idoneidad de la contratación online depende del asesoramiento necesario

Los seguros de vida y pensiones ofrecen pocas opciones para su venta por Internet. Se trata de seguros que requieren inevitablemente un mayor toque humano y asesoramiento del vendedor.

Por ello, la compra de productos sencillos o estandarizados, enfocados a la cobertura de riesgos muy específicos como las pólizas de automóviles o de viajes, serán los motores del despegue de la venta online de seguros, como se está comprobando con su rápido asentamiento en la venta por Internet.

Protagonistas del mercado

Es imprescindible que haya un claro alineamiento entre la línea de negocio electrónico y el modelo de negocio de estas empresas. No es extraño comprobar como muchas aseguradoras están centrándose en el desarrollo de áreas funcionales que les reporten el mayor ahorro de costes, aprovechando el empleo de nuevas tecnologías.

Actualmente, se puede hablar de tres protagonistas diferentes: compañías aseguradoras tradicionales con presencia en Internet, aseguradoras on-line (supermercados o agregadores) y banca-seguros.

  • Aseguradoras tradicionales

Las principales compañías que ha dado el salto a la Red, siguen utilizándola mayoritariamente como elemento publicitario o de información corporativa. Únicamente el 37,5% ofrece la contratación de productos a través de la Red y sólo un 18,75% de las compañías poseen un espacio destinado a facilitar la labor del mediador.

La situación actual evolucionará hacia una mejora de los servicios en línea y de la venta de productos de ramos más complejos, en los que el valor añadido que prestan los mediadores es más elevado.

  • Banca de seguros tradicional

La actual situación está marcada por la dispersión de sitios web que presentan algunas entidades, debido a los recientes procesos de fusión de los principales bancos españoles. Esto crea cierta confusión en el usuario, por falta de unificación de productos y servicios. La evolución en el futuro debería dirigirse hacia la unificación de todos los servicios bancarios, aseguradores y financieros que ofrece cada entidad.

La ventaja que tienen los bancos en su estrategia online respecto a las aseguradores, propiciará que sean los bancos, a través de sus sitios web, los que consigan las mayores ventas por su mayor experiencia en la venta de productos financieros por Internet. Las aseguradoras tendrán que contar con el empuje de estas entidades de banca en Internet, que buscan en estos productos aumentar sus márgenes, promocionando planes de pensiones, seguros y unit linked (seguros de vida que invierten en fondos).

  • Aseguradoras online (supermercados o agregadores)

Son nuevas compañías que gestionan productos de terceras compañías, permitiendo al usuario elegir entre una amplia variedad, dándoles las herramientas necesarias para la comparación de precios.

Las aseguradoras online se centran en productos fáciles de contratar

La práctica totalidad de los sitios web de estas entidades presentan productos enfocados exclusivamente a un solo ramo, siendo los seguros de automóvil los más populares, seguidos de los de asistencia y accidentes.

Los productos que se ofrecen son fáciles de contratar, por su naturaleza simple y estandarizada. Estas características son requeridas por los agregadores de Internet, ya que si no son lo suficientemente homogéneos, las comparativas resultan especialmente difíciles de realizar.

El problema de estas webs sigue siendo que, en algún momento, es necesario hacer alguna gestión por escrito. Es previsible que con la generalización de sistemas de firma digital esta situación evolucione a servicios totalmente online.

Las fuentes consultadas para la elaboración de este informe aparecen mencionadas como \”Otras fuentes\”

Temas relacionados:
  • Cap Gemini & Ernst Young
  • Datamonitor
  • Icea

  • Compartir en :


    Noticias relacionadas

    Recomendamos




    Comentarios