BAQUIA

Sony España deja de producir televisores de tubo catódico, mientras el VHS agoniza

Sony España ha decidido mandar el tubo catódico al baúl de los recuerdos. La compañía anunció ayer que dejará de fabricar los televisores tradicionales en su planta de Viladecavalls (Cataluña) para centrarse en la producción de los modelos de pantalla plana –LCD y Plasma-. Según un comunicado hecho público por la empresa, los rectores de la misma informaron ayer de la medida al personal y han iniciado un período de consultas.

De hecho, actualmente los televisores clásicos apenas alcanzaban entre el 15% y el 20% de la producción de la planta catalana, estimada en unos 1,5 millones de aparatos al año. Fuentes sindicales dijeron que allí trabajan unos 60 empleados, sobre una plantilla fija de 1.200 trabajadores. Tanto la dirección de la empresa como los sindicatos aseguraron que no habrá despidos, sino recolocaciones. Ni siquiera se ha considerado la posibilidad de la deslocalización, porque no sería rentable.

Pero se pedirá a los trabajadores más flexibilidad, sobre todo horaria, para adaptarse a los cambios de la demanda. El verano es el período de pico de la producción de los aparatos que se venderán en navidades. Culmina así la crónica de una muerte anunciada, ya que Sony España reconoce que el desplazamiento de la demanda desde los televisores tradicionales de tubo catódico hacia los de pantalla plana está siendo mucho más acelerado de lo previsto.

Peor están las cosas en Reino Unido, donde habrá unos 650 despidos, un quinto de la plantilla, ante la decisión de abandonar la fabricación de televisores tradicionales en la planta de Bridgend (Gales). En cualquier caso, Sony seguirá produciendo televisores de tubo catódico en una planta de Eslovaquia para abastecer los mercados de Europa oriental y Rusia, donde la demanda se mantiene.

Un informe de Panasonic dice que la actual cifra de pedidos mundiales de televisores de plasma, unos cinco millones de unidades, se incrementará hasta los 10,4 millones en 2007, año en el que se prevé que el modelo de 40 pulgadas supere por primera vez al de las televisiones de tubo catódico. Panasonic señala que la implantación de la televisión digital terrestre será el factor clave para el crecimiento de este mercado.

Mientras, los vídeos VHS tampoco viven una situación mucho mejor. El imparable auge del DVD está provocando que cada vez más empresas abandonen su venta, aunque algunos valientes resisten.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios