BAQUIA

“¡Tengo descargas baraticas, a un euro, oiga!”

Se presentó en Madrid el nuevo portal Filmotech.com, a través del que se quiere incentivar la compra y descarga de películas españolas. La iniciativa, que de momento contará con 250 títulos, está impulsada por la Entidad de Gestión de Derechos Audiovisuales (EGEDA) y quiere convertirse en un referente de garantía, calidad, seguridad y legalidad.

Otra cosa es que los usuarios se interesen por ella, tanto por el poco entusiasmo que parece despertar el cine español en los espectadores como por la facilidad de uso de redes P2P, donde se puede encontrar casi cualquier título.

En su lanzamiento han decidido que cada película cueste un euro, algo que, en principio, no debería frenar el interés de los usuarios por el servicio, pero el peliagudo asunto de las descargas de Internet va mucho más allá de un precio en promoción.

Un día después de la presentación de esta iniciativa se anunció una nueva operación contra la llamada “piratería online”, en la que se detuvo a diez personas y se clausuraron 21 webs españolas de descargas de películas. La confrontación entre las entidades de derechos de autor y los usuarios sigue vigente, en un terreno legalmente complicado.

Mientras que algunos estudios indican que las descargas de Internet no tienen relación directa con la caída de las ventas en música y cine, otros dicen todo lo contrario. Incluso la presidenta de la Academia de Cine, Ángeles González Sinde, no ve las descargas como la causa principal del poco interés del público en el cine español. ¿Quién tendrá razón?


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios