BAQUIA

¿Tiene sentido perseguir las descargas?

No hay semana en la que no salga una noticia relativa a la intensa batalla que están librando las entidades de gestión y las industrias culturales contra los usuarios de P2P. Una lucha que cada vez esta de más actualidad y que cada vez nos trae posturas más enfrentadas y, sobre todo, más irreconciliables.

Sin embargo, quizá deberíamos replantearnos el pragmatismo de estos debates. Y es que, según desvela el estudio Televidente 2.0, que analiza la evolución del consumo de televisión en Internet y telefonía móvil, en los últimos meses está aumentando de forma muy considerable el número de internautas que prescinden de descargarse archivos y optan por disfrutarlos online.

Es el llamado streaming. Páginas webs con series o películas que pueden disfrutarse en directo, sin necesidad de un tiempo de descarga ni de ocupar un espacio en el disco duro. Un disfrute en directo y sin mayores contemplaciones. Una tecnología que ahorra los interminables tiempos de descarga a los que cerca del 45% de los internautas se enfrenta a diario y lo sustituye por un tiempo de carga del streaming muy inferior.

Según el estudio, este tipo de plataformas han seducido ya al 40% de los internautas, un porcentaje que crece a un ritmo galopante. Por otro lado, un 70% de los internautas se descarga habitualmente archivos audiovisuales. También ha aumentado considerablemente el tráfico de webs donde particulares comparten vídeos caseros (no profesionales) (49%) y de humor (37%). Además, también se ha incrementado el consumo de contenidos a través de los portales de canales de televisión y de las páginas específicas de series y programas. Así, mientras que las primeras han subido 12 puntos respecto al año anterior, situándose en el 25 por ciento, las segundas lo han hecho 17 puntos, hasta llegar al 28%.

La música y Spotify
Si trasladamos estas nuevas conductas a la música, veremos a un triunfador claro: Spotify. Spotify también está acabando poco a poco con las descargas, ya que este programa permite disfrutar de un amplísimo (casi interminable) catálogo de música en streaming y sin necesidad de descargarse nada.

Hace no mucho, Nacho Escolar decía en una entrevista a blogoff que dentro de poco tiempo dejaría de tener sentido perseguir y criminalizar las redes P2P, ya que la economía internauta de muchos usuarios es limitada y se pierde menos tiempo (y espacio en el disco duro) con el streaming, el nuevo rey.

Así, queda por ver las innumerables noticias que se vayan sucediendo en el entorno de los programas P2P. Entre tanto, el streaming continuará aumentando su cuota de usuarios y poniéndonos la vida más fácil.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios