BAQUIA

Time nombra hombre del año a Zuckerberg (y no a Assange)

Nada como la polémica para promocionar una revista. Y si la polémica tiene que ver con Internet, el marketing viral prácticamente se hace solo. En este caso se trata de nombrar a la persona (para bien o para mal) más señalada del año en la portada de la revista Time, algo tan tradicional como, por ejemplo, la lista de los más ricos de Forbes.

La cuestión está en que, en realidad, hay dos ganadores. Uno seleccionado por los editores de Time, que es el que ocupa la famosa portada. Y otro ganador no oficial, elegido por los lectores (que ahora votan a través de Internet). La portada de 2010 es para el cofundador y consejero delegado de Facebook, Mark Zuckerberg.

Nadie duda de la importancia que tiene ahora Facebook en las relaciones personales, laborales y corporativas. En lo impresionante que es que una red social haya logrado aglutinar a 500 millones de personas de diferentes edades, países, razas y religiones, con una misma moneda y un lenguaje común del "me gusta", "etiquetas" y "es complicado".

Pero los internautas -quizá porque ya están acostumbrados desde hace tiempo a todo eso de las redes sociales- han dado su voto a un personaje mucho más controvertido, por mucho que Zuckerberg pueda tener sus momentos de polémica de privacidad o misterioso símbolo en la cazadora. Se trata de Julian Assange, bestia negra de la diplomacia estadounidense desde que la página que fundó, WikiLeaks, filtrase cientos de los 250.000 despachos diplomáticos que posee.

En el pasado, Time puso en su portada a personas como Hitler o Stalin. Pero en los últimos 30 años ha huido de la polémica, optando por Gorbachov, el ordenador, varios presidentes de EEUU, Jeff Bezos, Einstein ("persona del siglo"), Bill y Melinda Gates con Bono de U2, Vladimir Putin o "tú", aludiendo a los internautas. Aunque luego la propia revista no se tome muy en serio sus votos, aduciendo trampas en las votaciones (lo que no les hizo suspenderlas).

Ahora la Red se divide entre quienes creen que debía ganar WikiLeaks, que Time se ha acobardado (vista la presión del Gobierno estadounidense ante empresas locales como Visa, Mastercard o Amazon) o no entiende las redes sociales, y quienes afirman que Zuck se merece el premio. Tampoco faltan los que hacen el chiste de que con el nombramiento del joven directivo, la privacidad se convierte en la persona del año pasado.

Ante la polémica, hay quien propone un candidato de compromiso: Jack Dorsey, fundador de Twitter.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios