BAQUIA

Todo el mundo es fan de las señoras

El fenómeno de las \”Señoras que…\” ha inundado la red social con más de 500 grupos formados y una horda de seguidores dispuestos a subir fotos y hacer proselitismo de sus damas particulares. O a meterse con ellas, que también hay un cierto componente de furia contenida ante las señoras que empujan y luego dicen que los jóvenes no tienen educación, o las que caminan pegadas a la pared cuando llueve y son ellas las que llevan paraguas, impidiendo al peatón menos preparado guarnecerse bajo los balcones. Por no hablar de las que siempre te quieren casar… Las protagonistas de estos grupos son por lo general mayores (por ejemplo, las que riegan las plantas de marihuana de sus nietos sin saberlo), tradicionales (como las que bailan pasodobles con sus amigas), un poco de pueblo o de barrio (y por eso siempre te preguntan \”de quién eres\”) y a veces un poco excéntricas, como las que llevan el pelo lila, o bolsas de plástico en la cabeza cuando llueve. Éstas últimas tienen más de 117.000 fans. Vamos, que las señoras con fans en Facebook son las que tienen menos posibilidades de tener una cuenta en Facebook. Pero no todo se queda en la anécdota de la viejecita del primero que si te la cruzas el sábado a las ocho de la mañana piensa que has madrugado. Los grupos han ido evolucionando hacia lo más surrealista (las señoras que en realidad son zombies, o las que tienen láser en los ojos y montan ebrias en monociclo), fantástico (señoras que combatieron en el abismo de Helm) o directamente cómico, como las señoras que compraron plátanos en Lidl y acabaron de \”after\”, que recibieron su grupo después de que la policía encontrase cocaína en varios envíos de plátanos a supermercados españoles. Más inclasificable es el grupo \”Señoras que… ¡ah, no, es Paul McCartney!\”. Señoras, dinosaurios y modernos Haciéndoles la competencia a las señoras están los modernos, quién sabe si los nietos de esas señoras que piensan que dan palmas al ritmo de la música (pero no). Los grupos de modernos (193 y contando) suelen ser una crítica feroz a estos jóvenes actualizados con la música pues eso, moderna. Desde \”odio a los modernos\” hasta grupos de fans de los \”modernos que van a bares de modernos y dicen \”qué asco, esto está lleno de modernos\”\”, uno no puede evitar imaginarse al más moderno de los modernos creando el grupo de ídem. Y luego están los velociraptors. ¿Qué inspiró el primer grupo de señoras y velociraptors? Nadie lo sabe, pero es probable que tenga algo que ver con una generación que se crió con Parque Jurásico y ahora pasa en Facebook las horas muertas. Tenemos a las señoras que parecen velociraptors, a las señoras que cuidan velociraptors , velociraptors que comen fans de páginas de \”señoras que\” y así hasta 54, por ahora. Sin embargo, ni las señoras, ni los modernos, ni los velociraptors, ni \”Velociraptors que parecen modernos que parecen señoras\”, son los reyes del lugar. Hay un grupo con 7.000 fans llamado \”Chuck Norris era invencible, hasta que llegaron las señoras\”. Pero se equivoca, por mucho que digan los mil fans de \”Yo creo que los modernos y las señoras dominarán el mundo\”. Norris sigue teniendo 57.000 grupos en varios idiomas, la mayoría pregonando los \”hechos de Chuk\”, una serie de proezas sobrehumanas a cada cuál más descabellada. No en vano, Chuck Norris ha contado hasta infinito. Dos veces.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios