Todos quieren verse en YouTube

Cada vez que se habla de YouTube, hay que manejar parámetros más abultados. Anda ya por los 100 millones de visitas y 65.000 nuevos vídeos subidos al día. Con semejante audiencia, es natural que muchos anunciantes se retuerzan el cerebro para inventar formas de aparecer en tan atractivo escaparate, algo que no es sencillo dado el tipo de contenidos que maneja YouTube: la mayoría son videos caseros, independientes, sin ánimo de lucro. Todavía no se ha llegado al product placement, y poner anuncios sin más resultaría un tanto estridente.
Un caso reciente de manipulación ha sido el canal de videos Lonelygirl15. Quince millones de usuarios llegaron a seguir las peripecias de Bree, una jovencita que narraba sus supuestos desencuentros amorosos y sus conflictos familiares. Hubo quien empezó a sospechar de la buena factura de los videos, hasta que se descubrió que Bree es en realidad una actriz neozelandesa en busca de auto promoción. En este caso no se trataba de vender un producto ni una marca comercial, pero está claro que con el aumento de la audiencia de los nuevos medios digitales, donde no hay un espacio claramente delimitado para la publicidad, no hay más remedio que idear nuevas formas para llegar al espectador.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios