BAQUIA

Los fabricantes podrán vender PC con Windows 7 hasta octubre de 2016

Microsoft ha actualizado el periodo en el que los fabricantes podrán vender equipos con Windows 7 instalado de fábrica hasta el 31 de octubre de 2016, día en el que las diferentes marcas tendrán que pasarse definitivamente a Windows 10 en todos sus modelos de PC de escritorio o portátiles.

Los fabricantes podrán vender PC con Windows 7 hasta 2016

La versión de Windows 7 tiene que ser la Profesional, puesto que la versión doméstica (Home) ya dejó de venderse en octubre de 2014. Es curioso ver como en octubre del año que viene podrán venderse equipos con Windows 7 instalado, pero no podrán hacerlo con Windows 8, ya que Microsoft solo lo permite hasta junio del año que viene. En cambio, Windows 8.1 también tiene como fecha límite octubre de 2016.

Por lo tanto, cualquier usuario que desee adquirir un equipo con Windows 7 instalado tiene un año para hacerlo, aunque probablemente tenga complicado encontrar un PC con estas características, puesto que los ordenadores nuevos ya van saliendo con Windows 10 instalado de fábrica, como recomienda Microsoft.

Tampoco hay que preocuparse por el fin del soporte del sistema operativo. Microsoft seguirá ofreciéndolo hasta el 14 de junio de 2020, siempre que se cuente con el Service Pack 1 instalado. El soporte de Windows 8 finaliza el 10 de enero de 2023, mientras que la versión actual de Windows 10 (lanzada este verano) tiene todavía 10 largos años de soporte, y se irá ampliando a medida que vayan saliendo las actualizaciones pertinentes del sistema operativo.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios