La historia de Apple tras 40 años de luces y sombras

En esta infografía, Baquía repasa los 40 años de historia de Apple, con sus luces y con sus sombras.

Steve Jobs, en la presentación del primer iPad (40 aniversario de Apple)

Hace 40 años desde que Steve Jobs, Steve Wozniak y Ronald Wayne fundaran Apple. Los tres jóvenes empresarios tenían la loca idea, por aquel entonces al menos, de meter un ordenador personal en todas las casas de Norteamérica. Hoy en día, la compañía es mucho más que un fabricante de ordenadores y se ha convertido en una marca icónica reconocida en la mayor parte del mundo.

La compañía se fundó como fabricante de ordenadores, pero tras el regreso de Jobs a la compañía que él mismo fundó (estuvo fuera de ella durante 12 años) pegó un giro a su planteamiento y logró realizar lo que otros directivos de Apple intentaron con un fracaso estrepitoso. Primero fue el iPod, un reproductor de música que salió en el momento adecuado y en el lugar oportuno. Lo mismo se puede decir de los iPhone y iPad: dos dispositivos que dieron a conocer al mundo entero los ambiciosos planes de Jobs fuera de la informática. Colocó a Apple en la cúspide como la empresa tecnológica más conocida.

Sin embargo, no todo lo realizado por Jobs fue oro. El conocido fuerte carácter del empresario ha dado más de un dolor de cabeza a la cúpula directiva de Apple. Antes del vertiginoso ascenso tras la vuelta de Jobs, los de Cupertino conocieron con su cofundador momentos inciertos con fracasos estrepitosos como el ordenador Lisa, que apenas tuvo interés a pesar de contar con ratón y una interfaz gráfica, novedad por aquella época. La idea del ratón y la interfaz, por cierto, fue prácticamente plagiada por Jobs tras una visita a las instalaciones de Xerox, que se encontraba desarrollando un prototipo similar. El fundador de Apple vio inmediatamente que aquel periférico iba a ser el futuro de la informática.

Anuncio de televisión del primer Macintosh: un prodigio dirigido por el cineasta Ridley Scott.

El periodo más oscuro de Apple, no obstante, fue en la era en la que Jobs no se encontraba en la compañía. Los diferentes presidentes y miembros del consejo no lograron encauzar la situación y estuvieron a punto de llevar a la manzana a su desaparición. Intentaron abarcar más de la cuenta sin saber muy bien dónde se metían. Las ideas, como se ha visto al cabo de los años, no eran descabelladas, pero quizá llegaron en un momento en el que la tecnología no se encontraba preparada para ello. Antes del iPad y del iPhone, Apple lanzó al mercado un producto como el Newton MessagePad, un intento por entrar en el mundo de las PDA que no gozó de popularidad y se ahogó en el mercado. Lo mismo ocurrió con el sistema operativo denominado Copland o el intento por llegar a la industria de los videojuegos con la consola Pippin. Apple quiso hacer frente a gigantes como Sony, Nintendo o Sega y lanzó una máquina desfasada y sin ningún interés para los jugadores que disfrutaban por aquel entonces de la primera PlayStation o de Nintendo 64.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios