Las empresas del IBEX 35 se lían con la facturación electrónica

teclado.jpg

Durante los últimos tiempos se ha dado un gran impulso a la facturación electrónica en nuestro país. Las empresas del IBEX 35 y las AAPP (Administraciones Públicas) han dado un giro a sus pensamientos más alejados de la tecnología y han adoptado la a priori más cómoda facturación digital.

Sin embargo, y a pesar de que son ya 29 las empresas del IBEX que han acogido la facturación electrónica, todas y cada una de ellas presentan dudas de su funcionamiento y un cacao mental generalizado, debido sobre todo a que en realidad no han cambiado el chip, y  pretenden equiparar la facturación electrónica con la tradicional.

El problema se crea cuando a las empresas se le fuerza a elegir un proveedor de facturación predeterminado. No se tiene en cuenta para empezar las necesidades de la empresa, que a lo mejor necesita un recurso más barato, con un funcionamiento más sencillo o una conectividad mayor. Son múltiples las variables que una compañía puede necesitar a la hora de afrontar la facturación electrónica, pero no se suele tener en cuenta.

Otro inconveniente que agrava la situación se encuentra en lo múltiples portales de facturación que necesitan que un desarrollo interno por parte de la empresa para añadir los campos o la información adicional necesaria que no se encuentra de origen. Esto no hace más que añadir un coste extra, bastante elevado todo sea dicho de paso, a la inversión del proyecto de facturación electrónica, más el tiempo de espera a que se finalice el diseño esperado.

A todo esto hay que unir una importante complicación tecnológica. En el ámbito B2B existen multitud de formatos: UBL, EDIFACT, PDF… y la metodología de envío de las facturas puede ser muy variadas: FTP, AS2, VAN, correo electrónico, etc.

¿Cómo se arregla? Básicamente con la unificación de servicios, métodos de transmisión y proveedores, pero también con algo que el informe no especifica, pero que es de dominio público: las empresas españolas, ya sean del IBEX 35, Administraciones Públicas o de cualquier tipo, no destacan por adoptar fácilmente los cambios tecnológicos y una vez que estos son implementados no suele existir una formación básica al operador.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios