iPhone cederá datos para investigaciones sobre archivos genéticos

Varias universidades podrán acceder a archivos genéticos para sus investigaciones.

Sin duda la keynote de Apple de hace unos días fue uno de los eventos más esperados de la temporada, pero al mismo tiempo que conocíamos detalles del último iPhone SE y iPad Pro,  en las oficinas de Cupertino se sellaba también un acuerdo entre la compañía de diagnósticos genéticos 23andMe y diversas universidades para la compartición de información del ADN a través del iPhone de usuarios voluntarios.

La compañía financiada por la división inversora de Google, 23andMe se encargará del almacenamiento de la información de donde posteriormente, universidades como la emblemática de Stanford se surtirán de los archivos genéticos de los usuarios para realizar múltiples investigaciones.

Uno de estos estudios está siendo llevado a cabo por la citada universidad y es denominado “MyHeart Counts” siendo iniciado en el pasado mes de noviembre y con más de 50.000 voluntarios ya en su haber. Se trata de una investigación cardiovascular que recoge la información emitida por los usuarios a través de una encuesta inicial además de datos obtenidos por medio del acelerómetro de su iPhone al realizar ejercicio físico como correr o andar.

Uno de los científicos genéticos de la universidad de Stanford a cargo de esta investigación, Euan Ashley comentaba a MIT Technology Review que tenían claro que  “no hay una mayor intervención para la salud que el ejercicio” sin embargo desconocían la manera en que “recetarlo” por lo que esperaban obtener “los determinantes genéticos del ejercicio físico” con esta investigación.

El otro estudio que se beneficiará de este acuerdo se llama “Asthma Health” y está liderado por Yvonne Chan, directora de medicina personalizada y salud digital en la escuela Icahn de medicina de Nueva York.

Para el desarrollo de esta investigación de archivos genéticos se utilizarán usuarios voluntarios afectados por asma y se les requerirá que informen de sus síntomas, medicación en uso, la actividad física que realizan y la localización de los ataques sufridos.

La elaboración de estudios similares fue simplificada en marzo del pasado año 2015 cuando Apple lanzó la plataforma “ResearchKit” que facilita el proceso de obtención de consentimiento de utilización de datos de los usuarios.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios