BAQUIA

Hoja de ruta para la digitalización de la PYME

Estamos inmersos en la revolución de “lo digital”, un cambio de paradigma tecnológico, social y cultural que está transformando profundamente la forma en que nos comunicamos, relacionamos, trabajamos y disfrutamos. Nuestro modo de relacionarnos con las marcas está cambiando y ahora buscamos inmediatez en la respuesta y experiencias completamente personalizadas.

Este cambio de escenario, en el que los clientes y los colaboradores que trabajan en nuestras compañías son digitales, fuerza a las compañías de todos los sectores y tamaños a revisar sus modelos de negocio y sus procesos estratégicos y operativos. Esta es la auténtica naturaleza de la digitalización de la empresa, una profunda transformación para ser más competitivos en un mundo digitalizado.

Por todo ello, digitalizarse no es una opción. Todas las empresas van a ser digitales más pronto que tarde. Pero, ¿qué entendemos por una empresa digital?

Una empresa digital es aquella que utiliza las TIC de forma intensiva para competir.

Nuestra definición es sencilla. Una empresa digital es aquella que usa las TIC para ser más ágil, conocer mejor a sus clientes, reducir sus costes mediante la automatización y facilitar la colaboración digital de sus empleados. En definitiva, una empresa digital es aquella que utiliza las TIC para diferenciarse y liderar el espacio en el que compite.

Muchas empresas, al pensar en su digitalización, cometen el error de considerar que la transformación digital está esencialmente relacionada con el despliegue de tecnologías. Sin embargo, la realidad es bien distinta: la digitalización es una transformación de la propuesta de valor, la cultura, los procesos, las personas. Se trata de un cambio cultural, social y económico.

Un segundo error muy extendido es considerar que la digitalización es solamente una cuestión que atañe a las grandes empresas. Nada más lejos de la realidad: sea cual sea el tamaño de la empresa, la digitalización debe incorporarse en la parte alta de su agenda estratégica.

Las PYMES, que suponen más del 90% del tejido empresarial de España, también tienen que digitalizarse.

Siendo, si cabe, aún más importante para su supervivencia, especialmente cuando el nivel de digitalización de la PYME española está según la OCDE por debajo del promedio de la UE. Queda por tanto un largo camino por recorrer para digitalizar nuestras empresas, y con ello nuestra economía.

12 acciones para la digitalización de la PYME

En este sentido, me permito compartir una breve hoja de ruta con acciones que cualquier PYME puede llevar a cabo para acometer su transformación digital:

  • Diseña tu visión digital: La dirección es responsable de dibujar una visión compartida sobre cómo la digitalización afectará a su modelo de negocio, y qué retos y oportunidades crean las tecnologías digitales.
  • Implica a tus directivos: Es esencial implicar a los mandos directivos puesto que la digitalización implica romper barreras culturales en la empresa.
  • Pon a trabajar a tus datos: La mayoría de las empresas tienen datos insuficientes, de mala calidad, o dispersos. Para extraer valor de negocio de tus datos, empieza por auditar su cantidad, calidad y relevancia y pon en marcha un programa de integración y explotación.
  • Digitaliza el puesto de trabajo: Una empresa digital debe invertir intensamente en herramientas digitales para sus trabajadores.
  • Impulsa la colaboración digital de tu equipo: Las empresas digitales deben impulsar la colaboración de sus empleados proporcionándoles las plataformas tecnológicas necesarias.
  • Atrae y desarrolla talento digital: Las empresas necesitan colaboradores capaces de aportar valor en el nuevo contexto digital, de trabajar en red, de aprender autónomamente.
  • Súbete a la nube: La empresa digital es ágil y flexible. Si quieres serlo, tienes que tener una plataforma tecnológica que también lo sea. Empieza por el correo, la colaboración o el almacenamiento y sigue por las aplicaciones de negocio.
  • Da a tu web la importancia que merece: La mayoría de los directivos se muestran insatisfechos con el sitio web de su compañía. La web es el escaparate, el primer elemento de tu presencia digital.
  • Trabaja tu presencia social: Toda PYME debe mantener una identidad y presencia social corporativa relevante para su público. Monitoriza las redes para conocer y participar en las conversaciones sobre tu marca; interactúa con tus clientes para entender sus necesidades; implica a los directivos en la presencia social.
  • Regala contenido que enamore: Incluso la empresa más pequeña tiene contenido de interés para sus clientes. Te sorprenderás con cuánto contenido tienes ya. No lo dudes, regálaselo a tus clientes, edúcales, ayúdales a aprender, y ellos te premiarán con su atención y fidelidad.
  • Vende por todos los canales: Los clientes digitales buscan experiencias únicas y personalizadas a través de diversos canales: se informan online, confirman en tienda y compran de cualquier manera. La empresa digital tiene que responder creando una experiencia totalmente adaptada, coherente entre los diversos canales, memorable.
  • Elige el partner ideal. No es una recomendación cualquiera ya que, desde la perspectiva tecnológica, la digitalización es compleja. Para cada ámbito tecnológico, existen numerosísimas alternativas, y elegir entre ellas no es una tarea sencilla. Por este motivo, seleccionar un partner tecnológico comprometido y con experiencia en la digitalización de la PYME, te ayudará en el camino al éxito.

 


Alberto Delgado estará presente en el Digital Enterprise Show (DES2016), evento internacional que se celebrará en Madrid del 24 al 26 de mayo con el fin de reunir a las empresas más punteras en el ámbito de la transformación digital.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios