BAQUIA

La guerra de la nube no la está ganando Amazon ni Google

Fuente: @bobevansIT

La guerra de la nube es la más importante en estos momentos, y por increíble que suene, no la está ganando Amazon ni Google. Las dos compañías que más están dando que hablar en la nube son Microsoft e IBM, dos de las empresas más veteranas del sector informático, que han conseguido renovarse para los nuevos tiempos. Así lo revela Bob Evans en Forbes, quien señala que en 2017, los siete mayores proveedores de nube empresarial: Microsoft, Amazon, IBM, Salesforce, Oracle, SAP y Google sumaron unos ingresos en la nube de 76.300 millones de dólares.

Si desglosamos estas cifras, el líder del sector es Microsoft, con unos ingresos de 18.600 millones de dólares en su división de la nube, Amazon con 17.500 millones de dólares e IBM con 17.000 millones.

A continuación aparece Salesforce.com que registró ingresos de 9.920 millones de dólares. Oracle llegó a 5.600 millones y SAP a los 4.700 millones de dólares. Google no presentó una cifra específica de ingresos anuales para su negocio en la nube pero algunos analistas estiman que la cifra de todo el año alcanzó los 3.000 millones de dólares.

Según Bob Evans, IBM sale de este año 2017 como un gran ganador ya que su negocio en la nube es solo un 3% más pequeño que Amazon y un 10% del líder del mercado Microsoft.

Fuente: @bobevansIT

Otra gran victoria para IBM es que fue el proveedor de la nube que registró mayores ingresos en el cuarto trimestre de 2017. IBM lideró con 5.500 millones de dólares, mientras que Microsoft obtuvo 5.300 millones con una tasa de crecimiento de 56% y Amazon con 5.100 millones y un crecimiento del 45%. Ahora bien, aunque estemos hablando de la nube, Amazon no es competencia directa de IBM ni de Microsoft; su modelo de Infraestructura como servicio (IaaS) no tiene comparación.

De todas, tal vez Google es la más decepcionante; Bob Evans señala que las cifras de 1.000 millones de dólares en el último trimestre del año demuestran que Google ha tardado más de lo que debería en tomarse el mercado en serio. Sí, Google está llegando tarde a la nube, un mercado que se suponía que estaba a su alcance.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios