BAQUIA

La tecnología NFC, favorita para el pago con móvil

Los pagos con el teléfono móvil a través de tecnología NFC se incrementaron un 4,2% en España en 2015

Mobile_payment_01

Los pagos con el teléfono móvil a través de tecnología NFC, que consiste en acercar el móvil a un terminal o TPV, se incrementaron un 4,2% en España en 2015 con respecto al año anterior, según el “Barómetro anual de nuevas formas de pago”, elaborado por Mastercard.

El estudio realizado por la conocida compañía especializada en pagos electrónicos señala que un 10,4% de los clientes digitales españoles, en un perfil de entre 24 y 55 años, realizaron en los últimos seis meses compras online o a través de los denominados ‘pagos sin contacto’.

Entre las formas de pago sin contacto la más novedosa y popular, es el uso el teléfono móvil para abonar en tiendas físicas a través de la tecnología NFC. Que además de ser utilizada por  un 63% del total de los encuestados, es la opción mejor valorada para un 34,2%.

El barómetro refleja otras formas de pago con el móvil, entre las que se incluyen los pagos que se hacen con cargo a la operadora y mediante aplicaciones, los cuales son utilizados por un 8,3% y un 5,2%, respectivamente.

En el caso de los pagos con móvil con cargo a la operadora y mediante aplicaciones el grado de conocimiento es del 32%.

En total, un 20,8% de los clientes digitales ya utiliza el móvil para pagar en al menos alguna de sus modalidades y se prevé que su uso continúe en ascenso durante todo 2016, que se prevé sea el año del despegue de los pagos móviles.

España prefiere las carteras digitales

A pesar de las buenas cifras del pago móvil, son los ‘wallets’ o carteras digitales el método de pago digital que cuenta con mayor conocimiento y uso por parte de los españoles.

Así, tres de cada cuatro entrevistados, el 75% del total,  han utilizado en alguna ocasión una aplicación tipo ‘wallet’ para hacer sus compras online y citan, entre las razones para hacerlo, la seguridad (un 56%), la rapidez (25%) y la comodidad (24%).

Los pagos P2P (entre personas) a través del móvil se van abriendo camino y ya los conocen un 48,8% de los encuestados, aunque sólo los utilizan el 9%, principalmente para abonar compras, enviar dinero y compartir gastos. Suelen ser usados unas seis veces al año y el presupuesto es de alrededor de 45 euros de media por transacción.

En cuanto a la seguridad, un 41,5% de los encuestados elegiría una solución biométrica -aquellas que permiten identificar al individuo a través de su huella dactilar, el reconocimiento facial e, incluso, el ritmo cardíaco- a la hora de identificarse cuando paga con el móvil.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios