BAQUIA

Moto Z, el verdadero avance en teléfonos modulares

La posibilidad de que el usuario personalice su móvil incluso más allá del diseño exterior del dispositivo, pudiendo cambiar las funcionalidades según sus necesidades es una idea que ya grandes compañías, como Google, han tratado de hacer con mayor o menor éxito. Ahora es el turno de Motorola y su Moto Z.

motorola-motoZ

La compañía Lenovo ya lanzó al mercado una tableta, el ThinkPad X1, con el que ofrecía distintos módulos para satisfacer las necesidades de mayor batería, o mayor resolución. Ahora su división de smartphones, Motorola, pretende diseñar un teléfono modular que pueda satisfacer las necesidades de todo el mercado.

Aun con todas las dificultades y problemas que conlleva el desarrollar un ‘móvil a piezas’, Motorola no busca la idea de un teléfono modular como un dispositivo que tenga que ser totalmente montado por el usuario, y que este deba conocer perfectamente cada una de las partes y sus distintas funciones para que un smartphone sea operativo.

Es más fácil entender la idea de accesorios intercambiables.

“El optimizar un móvil para un uso específico y no tener que entender qué supone el cambiar algún componente interior es a lo que se tiene que enfocar la idea de un móvil modular”, explica Jan Dawson, jefe analista de Jackdaw Research.

Debido a esta complejidad, Motorola ha decidido lanzar un kit de desarrollo modular para simplificar el proceso. “Tratamos de eliminar la barrera que alguien se encuentra al crear hardware” dice Jarrett Simerson, director senior de ingeniería de Motorola para Wired.

Los componentes que Motorola lanzará para su móvil Moto Z se desligarán de los que puede parecer un accesorio, ya que el propio smartphone lo reconocería como una parte integrada de él mismo.

Los primeros módulos que la compañía ha bautizado como “mods” variarán cosas como la duración de la batería o el audio, pero la compañía ya tiene planes para sacar un mod para la cámara.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios