BAQUIA

La moto conectada de Telefónica completa la primera vuelta al mundo

El piloto Hugo Scagnetti ha recorrido 37.000 kilómetros, cruzando 13 países de tres continentes distintos a lomos de la Yamaha Super Ténéré XT1200Z. 

 moto conectada

La primera vuelta al mundo en solitario en una moto conectada ha concluido con éxito Madrid. Atrás quedan 37.000 kilómetros de 13 países diferentes de Europa, Asia y América, muchas ilusiones y los objetivos tecnológicos de esta Telefónica Yamaha Globalrider. La aventura con fines solidarios de Hugo Scagnetti comenzaba, también en la capital española, el pasado mes de mayo y ahora puede decir que su “avanzar es la única forma de regresar” se ha convertido en realidad.

En estos poco menos de tres meses se ha podido seguir el periplo de Scagnetti a lomos de la Yamaha Super Ténéré XT1200Z a través de la plataforma online donde iba quedando recogida toda la información de moto y piloto, gracias a que ambos llevaban instalados tecnología “máquina a máquina” (m2m) e “Internet de las Cosas” (IoT) que han permitido al equipo de expertos del proyecto asistir de forma remota a Scagnetti garantizando en lo posible su seguridad.

Geolocalización, aceleración, gases, temperatura, presión de ruedas, inclinación, probables caídas y hasta el estado físico y anímico de Hugo en tiempo real.

Además del recorrido en moto, el piloto ha cruzado en ferri el mar Adriático, el Caspio y el Mar de Japón y en avión los océanos Pacífico – de Seúl a San Francisco- y Atlántico -de Toronto a París-, transmitiendo en tiempo real desde la temperatura exterior o la presión de los neumáticos hasta su estado anímico gracias a una pionera combinación de Tecnologías IoT, Cloud  y M2M que ha permitido estudiar su comportamiento y el de la máquina y hacer su seguimiento en remoto.

Hugo contaba con un botón que le ha mantenido conectado en todo momento y que ha demostrado en distintas situaciones de riesgo que funciona, no solo porque él podía pulsarlo en caso de necesidad, sino porque el propio sistema detectaba por telemetría situaciones anormales, como en las dos ocasiones que ha caído de la moto—con una carga total de 400 kilos.

La pericia del piloto, la precisión de la moto y la tecnología han hecho posible que Hugo haya atravesado España, Francia, Italia, Grecia, Turquía, Georgia, Kazajstán, Azerbayán, Uzbekistán, Rusia, Corea del Sur, Estados Unidos y Canadá, 1.200 kilómetros de desiertos y soportado temperaturas de hasta 47 grados sin apenas incidentes y con solo dos revisiones técnicas en Estambul y en San Francisco.

 

 

 


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios