BAQUIA

Una startup japonesa prepara una lluvia de meteoritos para Tokio 2020

Atrás quedan los clásicos fuegos artificiales para inaugurar unos Juegos Olímpicos, esta empresa nipona quiere poner en órbita varios microsatélites que creen una lluvia de meteoritos sobre la Tierra.

No hemos disfrutado aún de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, que se celebrarán este próximo verano, pero la capital nipona ya planea algunos preparativos de la cita olímpica que acogerá dentro de cuatro años, y lo que como es inevitable tendrán tintes tecnológicos marca de la casa.

La startup japonesa ALE, “pioneros en entretenimiento espacial”, como ellos mismos se definen, quieren que ningún telespectador del planeta olvide la ceremonia de inauguración de Tokio 2020 deleitándoles con la simulación de una lluvia de meteoritos, informa Tech Times.

 

Su proyecto “Sky Canvas” trata de poner en órbita una serie de microsatélites que posteriormente liberan pequeñas partículas hacia la tierra, generando así una lluvia de meteoritos controlada, y que lo convertirán en el más grande despliegue de fuegos pirotécnicos en toda la historia. Dichas partículas tienen un especial protagonismo en el evento, ya que tendrán efectos especiales con colores y otros materiales que harán de este, un espectáculo sin precedentes.

El lanzamiento de un solo microsatélite, puede superar los 100 mil dólares y los meteoritos, un precio cercano a los ocho mil dólares, cada uno. Un espectáculo que será muy costoso, pero de gran capacidad científica, pues expertos aseguran que al intentar esta hazaña espacial, se puede acceder a datos de temperaturas y otras características de la zona.

Se espera que 30 millones de personas presencien en vivo y en directo este show artificial que promete entretención total. Aquí las estrellas fugaces artificiales aparecerían también en diversos colores e inclusive formando algunas palabras alusivas a los Juegos Olímpicos, haciendo que los fuegos pirotécnicos cubran hasta 400 veces más el cielo, que los fuegos artificiales normales.

Por ahora, se trabaja en el tema y se espera lanzar un primer satélite como prueba a este ambicioso plan de la empresa japonesa ALE, que tiene sorprendido al mundo de la tecnología y también a los estudiosos del espacio.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios