BAQUIA

Los videojuegos de fútbol hacen negocio en Sudamérica

Desde sus primeros pasos, la industria del videojuego se ha fijado en el deporte para trasladarlo a los salones, recreativos primero y del hogar más adelante. El fútbol, como no, es una de las disciplinas más recreadas y que más títulos ha dado a lo largo de los años. Estos se encuentran en la actualidad en un gran momento en Sudamérica, ofreciendo grandes oportunidades a los diseñadores.

Los videojuegos de fútbol hacen negocio en Sudamérica

Los clubes locales y las grandes estrellas internacionales que da el continente no ha pasado desapercibido para todos los desarrolladores sudamericanos que buscan acompañar a sus títulos de nombres tan reconocidos como los de la estrella rosarina Lionel Messi o de equipos como el Boca Juniors argentino.

Estos desarrollos están muy lejos de las grandes superproducciones; no intentan competir con títulos como las sagas FIFA o Pro Evolution Soccer. Su idea es la de entretener a otro nivel en el mercado móvil con videojuegos alejados de la simulación deportiva, aprovechando el tirón de tener en su carátula a la estrella de turno. Una táctica utilizada en los años 80 y 90 por las principales firmas dentro de la industria, pero adaptada a los tiempos que corren. En nuestro país, por poner varios ejemplos, futbolistas como Míchel o Emilio Butragueño prestaron su imagen para varios videojuegos en los ordenadores de 8 y 16 bits. Lejos del fútbol, estrellas como Drazen Petrovic, Andre Agassi o Ayrton Senna también protagonizaron sus propios títulos deportivos. Actualmente, los Triple A no se acercan a los nombres individuales, aunque siempre hay excepciones como los pilotos Colin McRae o Sébastien Loeb, que prepara para este año su salto al sector.

Andrés Rossi, presidente de la Asociación de Desarrolladores de Videojuegos de Argentina (ADVA), comenta esta oportunidad que se está dando en los países sudamericanos en una entrevista en EFE: “El deporte, y particularmente el fútbol, despierta una gran pasión en los suramericanos, y la pasión hace al consumo y el consumo genera oportunidad de negocios”.

“Hay en Sudamérica una perspectiva interesante para los próximos cinco años con crecimiento sostenido. Eso va a hacer que haya cada vez más plata y menos temor, eso va a influir para que haya más negocios”, explicó.

Clubes como el Boca Juniors, la Universidad de Chile y la Universidad Católica de Chile tienen sus propios videojuegos oficiales diseñados por desarrolladores locales, en concreto por el estudio Rock and Roll Games.

Además, el astro argentino del FC Barcelona, Leo Messi, también está representado en su propio videojuego: un arcade futbolístico alejado de la pura simulación en el que se controla al jugador mientras regatea rivales o realiza diferentes pruebas en el terreno de juego.

Ezequiel D’Amico, director y fundador de Rock and Roll Games, señala, también en EFE, el proceso de creación de un título como Training with Messi: “Nos ocupamos de todo el proceso, desde la creación hasta la monetización en un modelo de repartición de regalías. Se trata de un modelo de negocio altamente escalable y con un enorme potencial de crecimiento”.

D’Amico además afirma que reciben constantemente diferentes propuestas de grandes estrellas mundiales del balompié para que estas aparezcan como protagonistas en un desarrollo similar al del juego de Messi, que, por cierto, reparte sus ganancias en diferentes proyectos sociales a través de la Fundación Messi. Training with Messi fue descargado por 4 millones de jugadores.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios